You are from: United States, Go to our American website. Close
       Llámanos: 912901428 | info@projects-abroad.es

Taricaya refuerza su condición como lugar clave de la biodiversidad desde una perspectiva Global

Puente colgante en PeruUn águila real vista en un árbol en la reserva ecológica Taricaya en Perú

Un oso perezoso liberado en la reserva Taricaya, Perú

Con más de un millón de horas de estudio en plataformas, trailers y redes de niebla, la Reserva Ecológica Peruana ha identificado 478 especies de pájaros desconocidas hasta el  momento. Las últimas cuatro especies de la lista fueron añadidas la última semana de Julio de 2016. Esto representa más de una especie nueva por hectárea en la reserva, que tiene 476 hectáreas, por lo que Taricaya puede sentirse orgullosa de estar protegiendo cerca del 5% de todas las especies de pájaros conocidas hasta ahora.

El hermoso colibrí amatista (Callifphlox amatista) fue la última adición a la lista de especies y fue visto dos veces en la parcela de cultivo. El gran éxito ha sido gracias al mayor puente colgante del continente y la primera estación oficial de anillamiento de aves en Perú.

La presencia continua de especies clave como la cotinga de rostro negro (Conioptilon mcilhennyi) o el águila harpía (Harpia harpyja) sugieren que nos encontramos ante un ecosistema saludable. También pueden encontrarse en la reserva parejas de águila real, el ave más poderosa del mundo de la presa y un depredador alfa superior, que anidan en la reserva constantemente. Todo esto son indicadores de que el ecosistema es próspero.

Preservar uno de los ecosistemas más diversos del planeta y defender su vida salvaje ha sido un objetivo clave para Taricaya desde que fue fundado en 2001. Los esfuerzos persistentes de la reserva no solo han ayudado a fomentar un ambiente vibrante, también han ayudado a decrecer el mercado ilegal de especies salvajes que son vendidas como mascotas. Este esfuerzo ha dado lugar a que el  Elsevier Nature Conservation Journal haya calificado a la reserva Ecológica de Taricaya como la segunda mejor organización de Perú que combina bienestar animal y conservación medioambiental.

Mientras otras áreas sucumben a la deforestación, Taricaya se ha convertido en refugio de bienvenida, compuesto por una naturaleza única de hábitats. La reserva se ha transformado en un santuario para las especies residentes y también migratorias que buscan un lugar a salvo en su camino al norte o al sur. 

Taricaya funciona gracias al trabajo duro de sus voluntarios (unos 2500 en total), personal y visitantes expertos que han logrado estos grandes éxitos juntos. Sin sus contribuciones, esto no hubiera sido posible.

Echa un vistazo a nuestro Conservación Medioambiental en Perú para ver cómo puedes contribuir.

Volver a Noticias