You are from: United States, Go to our American website. Close
       Llámanos: 912901428 | info@projects-abroad.es

Sol Vía - Trabajo Social & Pandas en China

Voluntaria con Pandas en China

Hola, mi nombre es Sol. Soy española y me fui de voluntariado a China en julio de 2016. Antes del viaje, tuve que hacerme cargo del visado, que no es para nada complicado, preparé mi maleta teniendo en cuenta que el tiempo y clima de Chengdu (Sichuan) es caluroso y húmedo.

Durante la primera semana, fuimos a un pueblo a una hora de Chengdu para cuidar a los pandas, fue una experiencia increíble, pese a tener que limpiar las jaulas. También les dábamos de comer y hasta llegamos a tocarlos. Ahí, comimos el famoso “Hotpot” que es un plato muy picante, pero también había una versión no picante para los occidentales. El alojamiento estaba bastante bien, el cuarto de baño era occidental y se compartía cuarto con otro voluntario.

Durante el fin de semana, fuimos a visitar un templo cerca del pueblo. Al volver de Chengdu, visitamos el monasterio de Wenshu, paseamos por “People’s Park” y fuimos a comprar souvenirs a Chunxi Road y a Wide Narrow Alley.

Paisaje china

Durante la segunda semana, cuidamos a niños y adolescentes con problemas psicológicos y físicos. Esta experiencia fue impresionante además de impactante y enriquecedora, a pesar de que sean personas con problemas, había alguna persona que era graciosísima y extremadamente talentosa jugando al ajedrez chino o tocando el piano. El alojamiento estaba muy bien, hasta había aire acondicionado y también se compartía cuarto con otro voluntario.

Los coordinadores que teníamos eran encantadores, hacían todo lo que queríamos y si no nos gustaba una comida nos daban una alternativa, básicamente nos mimaban. La gente local era extremadamente servicial y educada. Sin embargo, hay que tener en cuenta lo que está bien visto en China. Los demás voluntarios eran personas muy abiertas, valoraban el trabajo en equipo y de hecho seguimos en contacto.

En general, la experiencia ha sido bastante gratificante y la recomiendo. Se aprende mucho sobre la convivencia con personas de otra mentalidad, del cuidado de especies en peligro de extinción y de potenciar aptitudes en personas con problemas psicológicos. También, te ayuda a saber moverte en un país muy diferente al tuyo y a salir de tu zona de confort.

Sol Vía

Volver al menú de las Anécdotas de los Voluntarios