You are from: United States, Go to our American website. Close
       Llámanos: 912901428 | info@projects-abroad.es

David Castellanos - Odontología en Sri Lanka

Preparaciones y pensamientos antes de la salida:

 Voluntario en Sri Lanka Dentista

Recuerdo que antes de irme estaba muy nervioso. Había estado en el extranjero antes, pero nunca tan lejos y en un lugar tan diferente, y sobre todo me preocupaba conocer a gente allí, porque iba a estar mucho tiempo y no sabía que me esperaba allí. El lugar de trabajo no me preocupaba demasiado, sabía que pese a las diferencias iba a ser una experiencia muy agradable y que iba a aprender bastante. Pero también tenía muchas ganas de ir. Me había informado del país y había leído cosas que me hacían querer llegar allí. Era una mezcla de sensaciones, entre ganas de ir y nervios de incertidumbre.

Experiencias durante el proyecto

En general fue una experiencia muy satisfactoria, tanto a nivel profesional como personal. Pude practicar mucho y aunque no tenga nada que ver con cómo son las cosas aquí siempre ayuda trabajar en otros ambientes y sin tantas herramientas.

Familia con la que vivías y la gente de la comunidad local

 Grupo Voluntarios odontología Sri Lanka

Vivir en una familia local fue una de las cosas que hizo tan especial mi estancia allí y fue sin duda un punto muy a favor para que fuera una experiencia tan buena. Por un lado vives como una familia local, con sus mismos horarios, comida y costumbres, así que te puedes meter de lleno en una sociedad que no tiene nada que ver con la nuestra. Por otro, la ayuda y el cariño que te dan estés 2 semanas o 4 meses es igual, por lo que te hacen sentir como en casa y como parte de su familia. Además, cada familia acoge más de un voluntario a la vez, así que es una oportunidad inigualable para empezar a conocer a los voluntarios cuando llegas.

Experiencias con los otros voluntarios

Sin duda lo mejor de toda la estancia. Es difícil de creer como gente con la que no conoces de nada puedes llegar a tener una relación tan cercana. Son los que más te ayudan allí y con los que pasas la mayor parte del tiempo libre. Pueden ser de diferentes países cada uno, pero al final se acaba creando un gran grupo que aunque solo vayas a pasar unas semanas acaba siendo tu familia. Es cierto que una vez te vas es difícil mantener el contacto con todos, pero sin duda haces vínculos por todo el mundo que son para mucho tiempo.

Reflexión final

No me cabe la menor duda que ha sido una de las mejores experiencias a nivel persona que voy a tener. Es una mezcla de satisfacción personal y profesional que deja de ser un trabajo para ser unas vacaciones diferentes a todo lo visto anteriormente. Pero sobre todo es una ocasión para conocer a mucha gente que es el mejor recuerdo que me llevo.

David Castellanos

Volver al menú de las Anécdotas de los Voluntarios